Cinco modelos que todo entusiasta de los relojes recomendaría

Jonathan Arnold
11.10.2018
Cinco modelos que todo entusiasta de los relojes recomendaría

 

“Este es mi presupuesto, ¿qué reloj me tengo que comprar?” En un momento u otro, todo entusiasta de la relojería se enfrenta a esta pregunta, en sus múltiples variaciones, enunciada por amigos ajenos al mundo de los relojes. De acuerdo con lo bien que conozca al amigo (y lo bien que realmente le caiga) puede estar tentado a no pensar mucho la respuesta. Después de todo, no importa lo que diga, esa persona probablemente querrá comprarse un Rolex Submariner o un Omega Speedmaster, como todos los demás, ¿verdad?

No hay nada malo en eso, por supuesto. Ambos son modelos sólidos con una gran reputación. Pero, ¿y si esa persona no quiere ser como los demás? ¿Qué pasa si realmente quiere que su amigo, que es un entendido en relojes, le ayude a encontrar un buen modelo, uno que no verá en cada muñeca presente en su restaurante o club favorito? Pues bien, aquí le ayudamos con nuestra lista de los cinco relojes que todo entusiasta de los relojes sugeriría.

 

Tudor Black Bay Fifty-Eight

 

Un nuevo modelo del 2018, el Tudor Black Bay Fifty-Eight está fuertemente inspirado en el pasado. En 1958, para ser precisos, el año en que se presentó el primero de los divers de Tudor (con la referencia 7924). Protegido en una gran (para la época) caja de 39 mm y resistente a 200 m, la referencia 7924 es más conocida por los coleccionistas como el “Big Crown” o “Gran Corona”.

No tiene que ir muy lejos para ver la influencia que el Big Crown ha tenido en el diseño del nuevo Black Bay Fifty-Eight. Presentado en una caja de acero de 39 mm con acabados pulidos y satinados, el Fifty-Eight presenta una esfera negra, fácil de leer, adornada con toques dorados aplicados a los marcadores de las horas y las manecillas de copo de nieve. Este estilo de esfera se conoce comúnmente como “esfera dorada” y fue bastante popular en los años 50 y 60. El marco de la esfera es un bisel giratorio unidireccional en acero con un bisel graduado de 60 minutos (también con acabado dorado) en aluminio anodizado negro mate.

En el interior se encuentra el nuevo calibre automático de manufactura MT5402, especialmente diseñado para los relojes de mediano tamaño de Tudor. A pesar de que solo muestra la hora, este movimiento de cronómetro certificado por COSC resulta impresionante con su reserva de marcha máxima de 70 horas. Resistente al agua hasta 200 m (665 pies), el Tudor Black Bay Fifty-Eight se usa con un brazalete de acero remachado, con acabado pulido y satinado, una correa de cuero marrón con cierre desplegable y cierre de seguridad, o una correa de tela negra con un color dorado banda con hebilla.

 

NOMOS Orion Neomatik 41

 

En la actualidad, la mayoría de las personas con un mínimo de interés por la relojería ya han oído hablar de NOMOS, el ligeramente extravagante fabricante de relojes alemán que crea relojes excepcionalmente refinados. La marca se encuentra en el lugar perfecto; es lo suficientemente popular como para que las personas en general identifiquen sus modelos cuando los ven, pero lo suficientemente exótica como para que uno se sienta como un innovador cuando usa uno.

El modelo Orion Neomatik 41 es el reloj de uso diario por excelencia. La caja de acero pulido mide unos elegantes 40,5 x 9,35 mm de alto y queda bien con cualquier cosa. Este es uno de los modelos más grandes que ofrece Nomos, pero la marca ha resistido la necesidad de llenar el espacio adicional de la esfera con información superflua. Es más, el Orion Neomatik 41 conserva el estilo minimalista por el que NOMOS es conocido y querido. La esfera blanca, plateada y galvanizada, presenta índices estampados en oro para las horas. Las manecillas azules templadas muestran las horas y los minutos, así como los segundos que corren en la subesfera ligeramente rebajada sobre las 6 en punto. Presenta una ventana para la fecha a las 3 en punto.

El encargado de proporcionar potencia a este modelo es el movimiento automático de creación interna DUW 6101. Con un grosor de solo 3,6 mm, ofrece una reserva de marcha máxima de 42 horas.

 

Omega Railmaster

 

En 2017, Omega suscitó una ola de entusiasmo cuando presentó la edición limitada de la colección Omega 1957 Trilogy, celebrando los 60 años del Seamaster, Speedmaster y Railmaster. Lo que recibió menos atención, de manera algo injusta, fue el Omega Railmaster Master Chronometer Collection, que también hizo su debut en la Baselworld de 2017. Incluso ahora, tiempo después, mucha gente aún no ve el potencial de este reloj sin extravagancias que ofrece una gran cantidad de prestaciones por el dinero que cuesta.

Diseñado como un reloj de pulsera altamente funcional para facilitar la lectura de la hora, el Omega Railmaster viene en una caja de acero inoxidable de 40 mm completamente cepillada para lograr el último acabado de reloj “herramienta”. El diseño emana un ambiente industrial real. La esfera de acero está cepillada verticalmente, y los marcadores terminados en punta y el anillo están pintados. Tiene un toque vintage, pero no demasiado. Es simplemente un muy buen reloj sin las distracciones habituales.

El movimiento es, sin embargo, otra historia. Oculto detrás de su cerrado fondo está el calibre 8806, un movimiento automático de creación propia con escape coaxial, un solo barril (55 horas de reserva de marcha) y piezas de silicio. Tiene una certificación Master Chronometer, resistente a campos magnéticos de hasta 15.000 gauss y viene con una garantía de 4 años.

 

Grand Seiko  Hi-Beat 36,000 GMT

 

De todos los relojes en nuestra lista, el Grand Seiko Hi-Beat 36.000 GMT es probablemente el que más entusiasma. También es el más funcional y posiblemente el mejor ejecutado. Por si aún no lo sabía, le recuerdo que el Grand Seiko es legendario por la construcción de su caja y el acabado de su esfera. Este es un modelo que ofrece un valor excepcional por el dinero que cuesta.

Construida en acero, la caja de 40 x 14 mm se adapta agradablemente a la muñeca. No atraerá mucha atención sobre sí mismo, pero recompensará a los que busquen los detalles más finos. El aspecto más importante, sin embargo, está en la esfera. Los diales Grand Seiko son reconocidos por su alto nivel de acabado, y este modelo no es una excepción. De particular interés son los marcadores de hora en forma de bastón, que están hechos a mano. podríamos dedicar días a hablar de las manecillas. La hora local se muestra centralmente, con la manecilla secundaria GMT utilizada para realizar este seguimiento.

El Grand Seiko Hi-Beat 36.000 GMT está equipado con el calibre 9S86, un movimiento de fabricación propia que late a 5hz (de ahí el nombre de “hi-beat”). Este movimiento automático ofrece aproximadamente 55 horas de reserva de marcha y tiene una precisión de +5 / -3 segundos al día.

 

Cartier Drive de Cartier Extra Flat

Cartier Drive de Cartier Extra Flat
Cartier Drive de Cartier Extra FlatImagen: Bert Buijsrogge

 

El Drive de Cartier Extra Flat es posiblemente uno de los mejores relojes para hombres que ha salido de la marca Cartier en bastante tiempo. Su diseño simple pero llamativo rezuma estilo y sofisticación, tal y como pasaba con el Cartier Tank original hace 100 años. No es sorprendente que haya demostrado ser un gran éxito para Cartier, buscado tanto por los coleccionistas de relojes como por los amantes de la moda.

Cartier siempre ha sido reconocido por sus cajas de formas hermosas, y el Drive de Cartier Extra Flat es un ejemplo perfecto de por qué es así. El diseño es una mezcla entre un cuadrado y un cojín y las superficies planas están completamente pulidas, con marcas de cepillado horizontal en la banda fina y el fondo de caja. Perfectamente proporcionada, la caja mide 38 mm de largo por 39 mm de ancho y solo 6,6 mm de alto. Esto es posible gracias al movimiento ultrafino Cartier 430 MC alojado en su interior, que se basa muy de cerca en el Piaget 430P de cuerda manual (que generalmente se encuentra en relojes mucho más caros).

Completando el aspecto está una esfera de color blanco plateado con un sutil acabado en tostado. Todas las características de Cartier están presentes, desde los grandes numerales romanos para los índices de las horas hasta las manecillas de hora y minutos construidas en acero azulado, pasando por el anillo interno para los minutos. La corona de forma octogonal presenta el cabujón de zafiro, típico de Cartier.

 

Seguir leyendo

10 datos sobre Seiko que probablemente no conocía

Por qué nos fascinan los relojes mecánicos

Nuevos modelos de Tudor en Baselworld 2018


Jonathan Arnold
De Jonathan Arnold
11.10.2018
Ver todos los artículos

Otros artículos destacados

¿Tiene alguna pregunta?
Estaremos encantados de ayudarle.

+1 646-887-3560

Contacto

?